miércoles, 29 de mayo de 2013

Entre renglones con Robert Kiyosaki: Padre rico padre pobre




El libro complemento ideal a Los secretos de la mente millonaria. No tan práctico, no tan anclado en el tema de los patrones “familiares” pero excelente explicación sobre de qué modo la educación actual condiciona nuestras “pobres” mentalidades financieras. Excelentes también las explicaciones sobre inversiones y por supuesto, frases a lo largo de todo el libro para grabar, entre ellas:
*Cambiar el no puedo afrontarlo por ¿Cómo puedo afrontarlo? y el no puedo permitirme eso por ¿Cómo puedo hacer para pagar esto?
*La idea de un trabajo protegido de por vida y sus beneficios, parecía a veces más importante que el trabajo en sí. Versus.
*Enseñar es hablar o disertar? Así es como enseñan en el colegio, pero esa no es la forma en que la vida te enseña y la vida es el mejor de los maestros. La vida no te habla, te empuja y en cada empujón te dice, despierta, hay algo que quiero que aprendas.

*Mejor sería que cambiaras tu punto de vista. Termina de culparme pensando que soy el problema. Si piensas que soy el problema, entonces tienes que cambiarme. Si te das cuenta de que tú eres el problema, entonces puedes cambiarte a ti mismo, aprender algo y crecer más sabio. La mayoría de la gente pretende que todo el mundo cambie excepto ellos mismos. Es más fácil cambiarse a uno mismo que cambiar a los demás.
*En  el colegio enseñan a trabajar para el dinero pero no a que el dinero trabaje para uno.
*El miedo es lo que mantiene a la gente en sus trabajos. El miedo de no pagar sus cuentas. El miedo a ser despedido. El miedo a no tener suficiente dinero. El miedo a comenzar de nuevo.
*El problema es la carencia de educación financiera.
*…la ilusión de la seguridad de un trabajo, esperando con agrado tres semanas de vacaciones anuales, y una magra pensión, 45 años después de trabajo.

Seguiré educándome, o mejor dicho reeducándome en temas financieros (tengo una gran necesidad), y probablemente en breve os presente nuevos hallazgos. Si me podéis recomendar algunos vuestros, encantada.
El libro por cierto, se puede adquirir aquí

No hay comentarios:

Publicar un comentario