lunes, 7 de mayo de 2012

A vueltas con el 2012 (I)


¿Qué ocurrirá el 21 de diciembre de 2012? Cambio de ciclo, cambio celular, cambio del ADN, cambio de consciencia, acceso a una nueva dimensión, fin de la humanidad, apocalipsis, nada...¿Sigo? Las respuestas son varias, y cada persona tendrá que buscar la respuesta que más le satisfaga.  Yo creo sinceramente que no hay que esperar a esa fecha para empezar a ver cambios. Los cambios han empezado desde hace mucho. Sin entrar en detalles, me quedo con dos afirmaciones: cada vez son más las personas que se buscan. (despertar interior); cada vez son más las personas que cuestionan la realidad (despertar exterior).
Y esto no es casualidad.

A nivel energético, este año es especial y permite que todos aquellos que quieran puedan experimentar nuevas vibraciones, puedan sentir nuevas emociones, puedan vivir cambios celulares, puedan despertar y empezar a ver la realidad de sus vidas. Una realidad que vas allá del mero consumismo, del mero éxito, del mero protagonismo social.
*Cada vez son más las personas que se buscan. (Despertar interior)
Se multiplican las charlas, los cursos, las terapias, los libros. Cada persona tiene que encontrar su propia vía, su propia manera de conectar con su Yo superior, con su parte más espiritual. Pero antes, tendrá que conectar con su propio cuerpo, aquí y ahora. Cuidar su alimentación, cuidar su pensamiento, cuidar sus relaciones, cuidar su cuerpo, cuidarse. Alejar la crítica, alejar el juicio, alejar el miedo, encontrarse y perderse dentro de una misma para experimentar las mil y una realidades que conforman nuestra unidad. Y cuando te encuentras, sabes que todo es perfecto y que nadie puede, ni podrá hacerte nada.

*Cada vez son más las personas que cuestionan la realidad (Despertar exterior)
Demasiadas catástrofes en día 11: el 11M (Madrid), 11M (Japón), 11 M (Lorca) 11S (NY). Demasiados tsunamis, demasiada crisis, demasiada comida plástico, demasiada desinformación, demasiado entretenimiento, demasiada destrucción del núcleo familiar, demasiadas vacunas y leches artificiales, demasiadas vibraciones artificiales (microondas, móviles, etc), demasiadas catástrofes naturales, demasiadas…
Demasiado miedo. ¿Provocado o real?

Y ante esta realidad….me encanta el artículo del blog no morir idiota que pone en enfásis mi responsabilidad, tu responsabilidad, nuestra responsabilidad en todo lo que está aconteciendo. Todo lo que estamos permitiendo día a día, sin ser conscientes de ello.
La solución pasa por el no-miedo, por el amor, por la luz que llevamos todos dentro de nosotros. Búscate y piérdete si fuera necesario. Entrarás en una nueva realidad, en tu realidad. Probablemente pasarás por una, por varias crisis. Te sentirás perdida como persona, en km0. Y dudarás de todo y todos. Es un proceso, tu proceso, el camino a seguir. Y mientras caminamos, disfruta, sonríe, ama, confía, ayuda y vive hoy, vive cada día con emoción, con sentimiento.
Sin esperar a saber lo que ocurrirá en diciembre, si es que ocurre algo, si es que no está ocurriendo ya…
Feliz comienzo de semana

No hay comentarios:

Publicar un comentario