jueves, 29 de marzo de 2012

De nuevo la educación...




Empecé hablando sobre este tema en este post.
Ahora te dejo con un video de 3 minutos, y como siempre, si el tiempo se torna tu enemigo, la transcripción. Sin despercio.
Dentro de la GRAN mentira, UNA GRAN VERDAD.
Disfrútalo!

Que pasa si te digo que no creo en la escuela pero si en la educación. Que quiero aprender pero no aceptar lo que otros me imponen.
Qué pasa si te digo que la escuela no es tan buena como parece. Que desde su creación sólo dice, repite, ignora y obedece.
Que fue pensada por los mismos que dominan el mundo: burócratas, dictadores, banqueros


Y nosotros la aceptamos como muchos.
Lo que la escuela siempre buscó fue moldear a la gente, haciéndoles creer que son libres e independientes.
Pero lo único que espera de cada niño de la tierra es que sólo produzca y consuma para sostener  este sistema.
Qué pasa si te digo que saber no necesariamente es  comprender, que el conocimiento es importante pero solo absorber información nos hace más ignorantes.
Comprender es haberlo vivido y experimentado
Saber es simplemente poder acumularlo.
La educación sirve para crecer y desarrollarnos.
La escuela para aprobar el examen y graduarnos como esclavos.
Aprender en libertad es poder elegir que aprendo y descubrir cómo.
La escuela es repetir lo establecido y acallar quienes somos.
Aprender en libertad es conocerme junto a otros y descubrir la vida. La escuela tradicional es negar quien soy y ser lo que otros me exijan.
Qué pasa si te digo que la escuela no piensa en el ser humano porque somos solo números que aprueban o repiten grado. Donde se desecha a quien no alcanza el promedio. Se les castiga y excluye haciéndoles creer que son menos.
Porque solo se dirige a un grupo homogéneo y en masa, matando las diferencias, sueños y esperanzas. La verdad es que todos somos genios de chiquitos, pero la escuela asfixia a quien no cumple los requisitos. La verdad es que realmente somos iguales. Porque todos, y absolutamente todos somos únicos, diversos y especiales.
Educar es aprender juntos a ser humanos pero sin un curriculum de un ministro o de un tirano. Educar es verte al espejo y reconocerte vivo, mirar a los otros y encontrar lo mismo.
Qué pasa si te digo que el eje de  la escuela es deber ser, mientras que lo que guía la educación es crear y poder ser.
Qué pasa si te digo que la escuela nos enseñó a sobrevivir con miedo y la educación es realizarnos para ser plenos.

4 comentarios:

  1. Me ha encantao Virginia! gracias por compartirlo.

    ResponderEliminar
  2. Hola.

    Creo que lo que está pasando es que una parte importante de la sociedad está cambiando muy deprisa. Digamos que algunos estamos "despertando".

    Tambien creo que no debemos criticar lo que creemos que está mal sino tratar de "ajustarlo".

    Pienso que lo que hay que hacer es poner nuestra opción junto a las demás respetando todas ellas.

    Es hora de hecharle imaginación, sentido del humor y mucho corazón para saltar a la pista y empezar a cambiar nuestro mundo sin olvidarnos de que lo más importante es disfrutar de cada instante.

    ResponderEliminar
  3. totalmente de acuerdo con el despertar generalizado que estamos viviendo. no creo que haya criticar, ni tan siquiera que ajustar. con nuestro propio cambio interior, con cada cambio individual propiciaremos nuevos cambios. y por supuesto respeto y comprensión. y tambien como bien dices humor en el ahora. gracias por tu aportación

    ResponderEliminar